El Buque Bar, donde el ocaso y la buena comida se fusionan frente al mar

Este barco, anclado justamente en frente a la Plaza Bolívar de La Guaira, promete ser un viaje colmado de sensaciones y sabores inigualables. Con su propuesta lounge, bar & pub, te invita a navegar a través de un océano ecléctico en el que su gastronómica de fusión te paseará por diferentes culturas: desde la exótica cocina japonesa, la glamurosa mediterránea hasta la explosiva mexicana; experiencias únicas frente a la costa que complacerán cualquier paladar

Algo fisiológico ocurre cuando los pies descalzos tocan la arena, los ojos descansan en el agua y los pulmones respiran aire marino. Lo primero, puede que no aplique en esta oportunidad, pero sí se puede imaginar cuando se atraviesan, por primera vez, las puertas de este navío.

Los médicos del siglo XIX conocían bastante bien esa sensación de plenitud; por eso solían prescribir viajes a la playa. De hecho, estudios y reseñas de expertos concuerdan en que los niveles de estrés disminuyen y el bienestar general mejora cuanto más se acerca el cuerpo humano a la costa.

En definitiva, las playas sacan lo mejor de las personas y eso, precisamente, es lo que El Buque Bar hace con sus comensales.

Desde el litoral central, este local presenta una nueva visión para la gastronomía y el entretenimiento, que invita a embarcarse en una aventura en la que el guairense disfrutará plenamente de un lugar sin precedentes en la zona y el caraqueño saldrá, sin lugar a dudas, de la rutina de la ciudad.

En conversación con El Nacional, una de sus fundadoras, Frinddy Bocaranda, habló sobre el porqué de esta premisa, mientras una vista hermosa e incomparable de la cinta costera dejaba en claro quién sería la protagonista de esta historia.

Todo en un solo lugar

Desde lo romántico hasta lo cultural y familiar; estas aventuras culinarias capturan y elevan el espíritu alegre de un día en la playa. Ahí reside la importancia de un espacio abierto cuyo único objetivo es exaltar los buenos momentos que se disfrutan con las personas que más uno quiere.

Entonces, ¿por qué combinar tantos estilos distintos?

“Como familia, quisimos crear la oportunidad de complacer cada paladar con algo auténtico”, señaló Bocaranda. “El Buque es un compendio de cada buena experiencia que, alguna vez, alguien tuvo el placer de experimentar. Sea con un plato de comida, un coctel o un área de nuestro local, siempre existirá la oportunidad de disfrutar un buen momento en familia o entre amigos. Queremos que cada uno haga un viaje por los países del mundo en solo un bocado; que sienta cada cultura”, puntualizó.

En este espacio se cumplen con todas -o casi todas- las expectativas del ciudadano común. El Buque Bar también es sinónimo de discoteca, teatro, conciertos acústicos, fiestas al aire libre y restaurant.

Cuenta con una pluralidad indiscutiblemente amplia de opciones; y todas engloban lo que exige el comensal. Razón por la cual, lo primero en su lista de objetivos es tratar de llegar al corazón de cada venezolano que los visite.

Más allá de un buen plato de comida

“Lo mejor de El Buque es que puedes disfrutar de unos buenos nachos junto a un mojito citrus, si amas la comida mexicana, el picante y las frutas cítricas; o, tal vez, un ceviche –especialidad del chef- pero en forma de sushi con una caipirissima”, describió Bocaranda. «Además, ¿quién podrían rechazar nuestro plato insigne? Se llama Sex on the Buque y se resume en un típico «Vuelve a la vida» adaptado a los sabores de La Guaira. ¡Espectacular!».

Se podría decir entonces que El Buque Bar es lo que sucede cuando un restaurante junto a la playa, se proyecta como un espacio listo para dejar un legado.

Su chef Adrián Pacheco, cocinero profesional y encargado de la cocina de esta nave, también lo certifica. “Aquí, las opciones son tan variadas como infinitas, además de deliciosas. El risotto es de muerte lenta, la pasta alla Ruota con jamón serrano es del más allá; todo, absolutamente todo, es un viaje extrasensorial de sabores”.

La visión del local y la propuesta gastronómica que se presenta al comensal es tan inusual como tentadora. «Atrapa desde un principio, desde el momento que cruzas la puerta del restaurant hasta cuando se está degustando el primer plato de comida», destacó.

Una imponente entrada da la bienvenida a esta travesía, enmarcada con un enorme Tótem iluminado de madera que da un adelanto a todo lo que se podrá experimentar a bordo de este navío.

Destacan elementos como paredes de bambú, murales artísticos inspirados en mujeres insignes como la reconocida pintora mexicana Frida Kahlo y la recordada independentista Manuela Sáenz, mientras se busca resaltar lo importante y valioso de la mujer no solo en el mundo sino en la vida como se le conoce.

Por eso, la propuesta de este nuevo espacio va mucho más allá de un delicioso plato de comida o un buen coctel.

«La promesa de El Buque Bar es simple: ser la mejor opción a la hora de elegir un lugar para salir disfrutar con los tuyos», puntualizó Pacheco.

Cinta costera a la orden del día

Imaginen una experiencia gastronómica tan especial que podrían terminar por pellizcarse como si de un sueño se tratase.

Ya sea que el visitante busque una velada relajante o una tarde de reflexión con vistas a la orilla del mar, nada mejor que el menú que cambia según la temporada y la extensa carta de cocteles con sello ‘hecho en casa’ para completar la experiencia. Esto, en definitiva, aumenta su encanto, clase y atractivo sin tanto esfuerzo.

Dicen por ahí que “nada puede superar una gran comida” y puede que sea cierto. A menos que exista en el panorama una espectacular vista de la costa que la acompañe.

Y es que hay algo en particular que un océano entero deja entrever si viene acompañado de un almuerzo ligero o una salida nocturna. El ambiente orgánico de una vista impresionante, realmente mejora la experiencia gastronómica y agrega un toque de sofisticación a cualquier cita o salida informal.

Por eso y más, El Buque Bar se presta para una hermosa puesta de sol caribeña en el mejor spot de La Guaira… Aquí, los atardeceres (o los amaneceres) no se cobran; van por la casa.

Pero… ¿Por qué en La Guaira?

La verdadera pregunta sería, ¿por qué no?

Este emprendimiento se planeó en pandemia, pero abrió en julio de 2021, hace apenas unas semanas; y nació de la necesidad de crear un concepto innovador lleno de matices, con miras a convertirse en una multimarca con sello venezolano.

“Detrás de este sueño, existió un ángel que le dio forma primero”, señaló Frinddy Bocaranda. “Hablo en pasado porque esa persona ya no se encuentra entre nosotros, pero sus ideas siguen estando latentes en nuestros corazones”.

Su padrino dejó el legado a medio construir. Habiéndole entregado, en vida, todo su amor a La Guaira, embelleciéndola y convirtiéndola en un territorio próspero y turístico. Falleció sin ver materializado su sueño, pero esperando que su familia se encargara del resto en su ausencia.

“Un día, cuando este espacio eran puras ruinas y vigas, nos contó que su meta a corto plazo era darle a los varguenses un espacio en donde se pudiese disfrutar al máximo sin necesidad de salir de la zona”, puntualizó. “Además, creía importantísimo involucrar la movida caraqueña en esa visión”.

Él, en donde esté, es quien está detrás de todo esto. “Es quien nos está cuidando y guiando en el proceso”, señaló.

Proyección y expansión

El Buque Bar es también una ventana para el entretenimiento compartido, contando con presentaciones de talentos musicales nacionales e internacionales, Stand Up Comedy, reconocidos Dj’s o Live Nigth Shows; creando así una fusión perfecta entre la música y los sabores que tienen a la carta.

Además, están muy próximos a realizar otro de los grandes proyectos con su sello: un After Party en donde los comensales puedan ser trasladados a una playa privada y en donde sigan viviendo la misma experiencia, pero la orilla del mar.

Cabe destacar que, también, planean expandirse en otras zonas turísticas del país como la Isla de Margarita, Morrocoy, Los Roques y Puerto la Cruz; el viaje no solo se quedará en La Guaira sino que partirá hacia nuevos destinos próximamente.

“Queremos ser únicos; inigualables en cualquier conversación que salgamos a flote, pero también después de que vengan a visitarnos”, señaló Frinddy Bocaranda. “Continuando con el sueño de mi padrino, queremos que la zona tenga la oportunidad de brillar por cuenta propia y atraer a los interesados no solo de sus hermosas playas sino de lo demás: comida, celebración y gente bella”.

Pero… «La Guaira es lejos»

Eso es solo un dicho. Veinte minutos de camino, saliendo desde Caracas, para llegar a bordo de El Buque Bar no parecen tantos.

“La Guaira no es lejos; así transformamos el dicho en casa y así enamoramos al caraqueño o a cualquier otro ciudadano fuera del Litoral. La autenticidad, magia y diversidad, que no se van a encontrar en otro lugar, la tienen aquí”, señaló Bocaranda. “Y, de hecho, esto último es lo que también enamorará a los guairenses: disfrutar de la esencia de la costa, pero en un espacio completamente diferente”, destacó.

El Buque Bar abre desde las 12 m hasta las 11 pm, de martes a domingo todas las semanas; cumpliendo con las medidas de prevención e higiene que se necesitan en estos momentos debido a la pandemia

Vieron luz en momentos difíciles para el país, pero siguen apostando en él y también en su gente porque creen en las oportunidades que Venezuela les brinda a los que creen en ella… Y nada mejor que hacerlo a bordo de un barco que te lleve a recorrer el país mientras se hace turismo en él.

Fuente El Nacional/Por Karem Gonzalez -julio 30, 2021

Únete a nuestras comunidades de Telegram y Whatsapp con sólo un click

Marvelis Padrón