Restos mortales de Isabel II viajan de Balmoral a Edimburgo, británicos en la calle para despedirse de su querida Reina - Standard Digital News | Noticias verdaderas de Venezuela y el Mundo

Restos mortales de Isabel II viajan de Balmoral a Edimburgo, británicos en la calle para despedirse de su querida Reina

Este domingo empezó el «viaje» de nueve días que la reina Isabel II hará hasta Londres. Los restos mortales de la soberana británica han abandonado el Castillo de Balmoral a las 10:06 am, dando comienzo el recorrido que la llevará durante 170 kilómetros de carretera hasta el Palacio de Holyroodhouse, que se encuentra en Edimburgo

El cortejo fúnebre pasará por Ballater, Aboyne, Banchory, Drumoak, Cults, Aberdeen, Dundee, Perth y Tayside. Se espera que llegue a Holyroodhouse sobre las 04:00 pm, donde será recibida por una varios guardias de honor del Regimiento Real de Escocia, reseñó Hola.

Los británicos se han echado a la calle para despedirse de su querida Reina y muchos de ellos no han podido evitar las lágrimas. A su paso, agachaban la cabeza en señal de respeto, con el rostro serio… algunos se han llevado la mano al corazón e incluso han aplaudido, mientras los más pequeños ondeaban sus banderas.

Seis coches oficiales han formado parte del cortejo fúnebre y en uno de ellos viajaba su hija, Ana de Inglaterra, que ha querido acompañar a su madre en su último viaje de Escocia a Edimburgo. Junto a ella estaba su marido, Sir Timothy Laurence, y en otro vehículo iba el ministro de Crathie Kirk (iglesia a la que la Reina asistía cuando se quedaba en Balmoral) y un representante de la oficina de Lord Chamberlain.

Tal y como puede verse en las imágenes, el féretro está cubierto con el estandarte real de Escocia y una corona de flores blancas para la que se han utilizado algunas de las flores favoritas de la Reina: dalias, flox, brezo blanco y abeto, además de guisante de olor o arvejilla, que es una especie muy singular.

La primera ministra de Escocia, Nicola Sturgeon, ha asegurado que es «un momento triste y conmovedor al ver que Su Majestad la Reina ha dejado su amado Balmoral por última vez». «Hoy, mientras viaja a Edimburgo, Escocia rendirá homenaje a una mujer extraordinaria», ha asegurado Sturgeon, que ha pedido a todos los ciudadanos que quieran presentarle sus respetos que presten atención a las señalizaciones y mensajes «para garantizar la seguridad de todos».

Los caminos de acceso a lo largo de la ruta se han cerrado temporalmente y se ha pedido a aquellos que deseen dejar flores, que lo hagan en áreas designadas para ello. 

También se pedido expresamente que no lancen flores al cortejo fúnebre. Stein Connelly, gerente de operadores de Transport Scotland, ha dicho: «Ni siquiera la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Cambio Climático que tuvo lugar recientemente en Glasgow puede igualar la enorme preparación y planificación que se ha hecho para esta operación. Habrá una gran afluencia de personas en Edimburgo, Dundee, Perth… que querrán pararse para ver pasar el cortejo».

Mientras la Reina ha hecho su último «viaje» por carretera, se han sucedido diferentes actos en su honor en el resto del país. El arzobispo de Canterbury, Justin Welby, ha oficiado un servicio especial en honor de Isabel II en la Catedral de Canterbury, donde se han reunido numerosos fieles para rendir su particular homenaje a la soberana, cantar y rezar.

Además, este domingo también se ha hecho oficial la proclamación del nuevo rey Carlos III en diferentes ceremonias que han tenido lugar por toda Gran Bretaña y la Commonwealth, desde Windsor y los parlamentos descentralizados de Escocia, Gales e Irlanda del Norte, hasta las lejanas capitales de Canadá, Australia y Nueva Zelanda. 

También se dispararon 21 salvas de cañonazos frente al Castillo de Edimburgo, el Castillo de Cardiff y el Castillo de Hillsborough, en Belfast, en medio de gritos de ‘Dios salve al Rey’.

Un lugar con mucho significado

El Palacio de Holyroodhouse era la segunda propiedad que la reina Isabel tenía en Escocia. Y como sucede con muchas de sus residencias, tenía un uso especial en cierta temporada del año. Era aquí en donde la reina pasaba la semana conocida como Holyrood Week, a principios de verano.

El mencionado lugar tenía mucho significado para la familia pero especialmente para Zara Phillips, que lo eligió para su boda con Mike Tindall el 30 de julio de 2011. Holyroodhouse está abierto al público durante todo el año, excepto cuando los miembros de la Familia Real se encuentran en la residencia.

Su próxima parada

Durante los próximos nueve días, los restos de Isabel II recorrerán los 800 kilométros que separan del Castillo de Balmoral del Palacio de Buckingham. Después de pasar una noche en el Palacio de Holyroodhouse, este lunes su ‘viaje’ continuará hasta la Catedral de St Giles, donde el ataúd descansará durante 24 horas para permitir que los británicos presenten sus respetos. 

Será entonces cuando la Familia Real celebre un oficio y una procesión a lo largo de la Royal Mile. Los escoceses tendrán la oportunidad de despedirse de su monarca delante de su ataúd y se organizará un pequeño funeral. 

Por otro lado, la Cámara de los Comunes y la Cámara de los Lores se reunirán en Westminster para una moción de condolencia a la que podría asistir el Rey.

Fuente: Agencias

Únete a nuestras comunidades de Telegram y Whatsapp con sólo un click

Marvelis Padrón